CLASIFICADOS

CARTA DE LECTORES

Envíenos un mail para publicar en Revista Magnum!

Enviar e-mail

NÚMEROS ANTERIORES

Solicítenos los números atrasados que desea adquirir.

Hacer pedido

CD

Años 1 y 2

Hacer pedido

PERDICES: LAS ÚLTIMAS DE LA TEMPORADA

Todo comenzó con un mensajito de WhatsApp de nuestro anfitrión de Tres Lomas: Larrous (apócope de Larotonda) ¿cómo andas? Los muchachos del Club de Caza y Pesca de Moreno se vienen el 20 de julio, ¿te prendés y hacemos un cierre de temporada juntos? Obvio que la respuesta fue un: Si Raúl y ahí nos pusimos en sintonía para ir ,cuan fieles a los Salmos pluviales escritos por Leopoldo Lugones donde luego de La Tormenta, La Lluvia, posteriormente sobreviene esa calma que nos sitúa en la Plenitud, de un imaginado cerro azul estando fragante de romero, miéntras que en los profundos campos silbaba la perdiz. La caza ha comenzado, el tiempo acompaña. El éxito parece asegurado, pero precisamente lo que necesitamos estando ahí, es tener fe ciega en nuestra escopeta y los cartuchos a emplear para así lograr ese aroma de un gran disparo como corolario de la impecable “marca” que nos harán nuestros perros. Como bien sabemos los cazadores disfrutamos con cada blanco conseguido con la escopeta, pues el tiro con escopeta envuelve una dinámica fascinante en la que intervienen movimientos verdaderamente coordinados. Puede que no sea más que una cuestión de segundos, el que la pieza sea derribada de acuerdo con los mejores principios de la caza o no. Y todo ello ronda en nuestra mente mientras armamos una salida de cacería entre amigos derribando mitos acerca de la cantidad de participantes de la misma. Esta placentera experiencia tan sólo se lleva a término siempre que se observen ciertas reglas y desde el 2008 a la fecha en que cazamos guiados por Raúl Alberto González jamás hubo excepción a la regla, caces solo o acompañado. El, además de ser nuestro amigo, es quien nos guía y conduce por las distintas lomadas hallándose atento al control del gatillo que debemos mantener junto a esa memoria muscular de toda la acción del disparo, la buena forma física que llevamos sin dejar de observar siempre nuestra calma interior y el manejo seguro del arma. Ah! y además nos saca esas fotos únicas que ilustran cada nota y que yo siempre las remarco como “foto pal cuadrito”. En esta salida probaríamos cazar con mi Epagneul bretón “Quiro del Jaguel”, (una raza versátil y fiel caracterizada por ser el perro de caza continental de menor tamaño, poseedor de un notable olfato, sumado a una muestra activa y siempre cercana a su amo) junto con el Pointer inglés de Raúl, “Simon” en su primer temporada,(una raza definida como el perro de caza por excelencia en virtud de sus clásicas formas y cualidades, veloz e incansable cazador, orgullo de los apasionados de las grandes búsquedas que sabe poner de manifiesto sobre terrenos llanos y limpios). Y aquí en este punto me saco el sombrero ante los entrenadores de ambos: Darío Bernardi y Raúl Alberto González respectivamente pues lograron como corolario de sus virtudes cinegéticas, una docilidad y obediencia inigualable en ambos canes. Fue así que el viernes 20 de julio coordinamos horarios preestablecidos y esa misma tarde partimos raudamente junto a Rafael “el lungo” Miranda, Sergio Galli, Facundo González, su papa Roberto Oscar González, “Quiro del Jaguel” y quien escribe. En cuatro horas y un ratito la Amarok nos traslado 514,1 kms por RN 5 arribando al Hotel la Posta para cenar con nuestro anfitrión.

google analitycs